jueves, 14 de julio de 2016

Tomate frito casero



Tener tomate frito casero en el frigorífico es muy socorrido, ya que hay muchísimos platos que lo llevan y porque está buenísimo. Sólo hay que sacar un poquito de tiempo para hacerla que os aseguro que merece la pena.

Ingredientes:

50 gr de aceite de oliva virgen
2 dientes de ajo
100 gr de cebolla
1 kg y medio de tomates maduros
30 gr de azúcar
sal y pimienta

Preparación:

Ponemos el aceite a calentar en una cazuela, mientras, picamos los ajos y la cebolla, los echamos en la cazuela y sofreímos a fuego lento. Rallamos el tomate y lo incorporamos a la cazuela, salpimentamos y añadimos el azúcar. Dejamos freír a fuego lento 45 minutos.


Si  no la vamos a utilizar en ese momento lo ponemos en un bote de cristal y lo guardamos en el frigorífico.


4 comentarios:

  1. He encontrado ahora mismo tu blog y tengo que decirte que es un espacio encantador, me ha entusiasmado todo, asi que para no perderme ninguna entrada me hago seguidora ahora mismo!!
    Te invito a dar una vuelta por mi rinconcito, espero que tambien te guste!!
    Un Saludo

    ResponderEliminar
  2. great post :) have a nice weekend :)

    http://itsmetijana.blogspot.rs/

    ResponderEliminar
  3. Un básico en la cocina. En mi casa vuela!

    ResponderEliminar
  4. Dónde se ponga una buena salsa de tomate casera, que se quiten todas las demás. Imprescindible en mi cocina.

    Besiness

    ResponderEliminar