domingo, 29 de enero de 2017

Pastas de té de Bea



El origen de las galletas de mantequilla, en adelante pastas de té, se remonta al siglo XII, en Gran Bretaña, donde se recoge la primera receta escrita.
Si se sustituye la harina por maizena, estas pastas quedan libres de gluten y aptas para celiacos
Seguro que no te puedes resistir a estas pastas para tomar con un té o un buen café.
Lo que te garantizo es que no podrás parar de comer porque están deliciosas y se elaboran en un plis plas.
Ultimo domingo del mes y aquí estamos esta banda de mangantes disfrutando, desvalijando las cocinas que nos pongan por delante y este mes le ha tocado a Bea del blog Sweet cookies by Bea. Hemos disfrutado mucho de todas tus dulzuras.

Ingredientes:

125 gramos de mantequilla pomada
1/2 cucharadita de canela molida
ralladura de medio limón
un huevo
70 gr de azúcar glas
65 gr de harina
65 gr de almendra molida
guindas en almíbar

Preparación:

En un cuenco batimos la mantequilla con el azúcar glas hasta que esta se halla incorporado completamente. Batir el huevo y añadirlo, seguir batiendo y por último añadimos la ralladura de limón, la canela y la mezcla de harina y almendra. Trabajamos los ingredientes hasta obtener una pasta homogénea, le damos forma de bola y la dejamos reposar 30 minutos en el frigorífico.


Ponemos la mezcla en una manga pastelera con boquilla rizada.


Precalentar el horno a 180 grados.
Sobre una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado vamos haciendo las galletas con la manga pastelera. las aplastamos un poco y le ponemos media guinda a cada galleta.


Introducimos la bandeja en el horno durante 15 minutos hasta que estén doradas.
Sacamos y dejamos enfriar. Las serviremos frías.




30 comentarios:

  1. Vaya ladronzuela que estas hecha!! Esta tarde me voy para Cartagena y me invitas a merendar...jajajaja ¡Ojala! Buenisimas se ven estas pastitas . Buen asalto amiga un besazo.

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué ricas! Me encantan todas las pastas, las de mantequilla son una delicia. Un besito!

    ResponderEliminar
  3. Que pinta de estar crujientes ummm,.. me llevo unas cuantas para el café (me voy a poner como una bola en este asalto jajaja)

    ResponderEliminar
  4. Vamos, para empezar y no parar, qué cosa más rica.

    ResponderEliminar
  5. Que ricas estas pastas, me tomaba ahora una docena con un cafetito. Buen asalto.

    ResponderEliminar
  6. Que ricas estas pastas , si te parece yo pongo el café

    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Madre mia, estas pastas fueron una de mis primeras entradas en el blog, que ricos recuerdos, te han quedado deliciosas, encantada de pasar por tu cocina, besos!!!!

    ResponderEliminar
  8. Me encantan las pasta de té y estas se ven muy crujientes!! Bs.

    ResponderEliminar
  9. Hola Catina,
    Me encantan por lo fáciles que son de hacer, lo malo es que se comen tambien muy facilmente, y es un no parar, ja, ja.
    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  10. Qué ricas, son para comerlas de dos en dos. Un acierto para mi cafelito de la tarde!!

    ResponderEliminar
  11. Uhmmmm Catina !!!
    Unas galletas deliciosas y facilitas
    Con la guinda quedan muy bonitas
    un besazooooo !!!

    ResponderEliminar
  12. Justamente esta tarde hemos estado haciendo en casa galletas, con una receta distinta a la tuya, así que para la próxima la apunto y lag probamos ;)
    Besos, Ángela

    ResponderEliminar
  13. Qué ricas se ven muy crujientes!! Ya me imagino el olorcito tan rico que debías de tener en la cocina.

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Hola Catina!
    Se ven estupendísimas, dan ganas de birlarte alguna!!jaja
    he puesto el link en la tabla, que no salía...enhorabuena por el asalto y un besazo!!

    ResponderEliminar
  15. Madre mía que galletas más buenas Catina, yo desde luego que no me resisto a comerme unas cuantas. Te han quedado geniales!!!
    Un bst.

    ResponderEliminar
  16. Bendito el que invento las pastas de té, jajajajja. Si tuviera derechos de autor sus descendientes serías millonarios.
    Nena unas pastas deliciosas, muy buen robo.
    Bss

    ResponderEliminar
  17. Pongo un café y soy la mujer más feliz del mundo!

    ResponderEliminar
  18. Qué buenas!! Si es que las pastas de té siempre son un gran acierto porque le gustan a todo el mundo y entran de maravilla con un café calentito :)
    Genial asalto! Muás
    Ni Blanco Ni en Botella

    ResponderEliminar
  19. Qué ricas tienen que estar, te han quedado estupendas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Que ricas Dios!!!! es verlas y se me cae la baba.
    Felicidades por el asalto.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. Que monas Catina! Y se ven facilitas! Me llevo unas poquitas para el desayuno! Un besito

    ResponderEliminar
  22. Para el desayuno, la merienda y si quedan para la cena, buen asalto. Beso.

    ResponderEliminar
  23. Qué ricas, unas pastas siempre son bienvenidas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  24. ¿Hay alguien al que no le gusten?, son clásicos intemporales, grandes hitos, ¡son una gozada!

    ResponderEliminar
  25. Las pastas de te nos gustan a todos,que ricas.besinos

    ResponderEliminar
  26. Como me gustan las pastas... Y que bonitas te han quedado Catina!!! Que bien me sentarían ahora con un café, jejeje.

    Un beso,
    Sandra von Cake

    ResponderEliminar
  27. Mis favoritas!! me he llevado más de una bronca de peque por ir a robar todas las guindas de las galletas y dejar la caja a medio comer! jajjaj genial asalto

    ResponderEliminar