miércoles, 14 de junio de 2017

Panecillos de espelta


Siempre que veo publicaciones de pan hecho por compañer@s, les digo que es mi asignatura pendiente y que no me atrevo a hacerlo. Pero eso ha cambiado, por fin me he atrevido con unos panecillos que gracias a los consejos de Marisa, administradora de Thermofan, me he quitado esa espinita y os confieso que he quedado enganchada y que me encanta hacer pan aunque no todos me salen como desearía. Soy una panadera en prácticas y os iré poniendo aquellos que mejor me salgan.

Ingredientes:

300 gr de harina de repostería
200 gr de harina de espelta
8 gr de sal
12 gr de levadura fresca de panadero
300 mililitros de agua mineral tibia

Preparación:

Diluimos la levadura fresca en el agua tibia, mezclamos bien hasta que este totalmente disuelta.
Colocamos todos los ingredientes en un bol y amasamos hasta que se integren bien. Nos espolvoreamos las manos con harina y sacamos la masa del bol y la colocamos en un bol untado con aceite.


Espolvoreamos la masa con un poco de harina y cubrimos el bol con film y la dejamos leudar durante una hora y media. 
Pasado este tiempo la masa habrá doblado su volumen.


Espolvoreamos con harina la superficie de trabajo y ponemos encima la masa. Espolvoreamos de nuevo la masa con un poco de harina y vamos pesando y haciendo panecillos iguales. Voleamos y dejamos reposar durante 10 minutos. Vamos dando forma a los panecillos remetiendo los bordes hacia el centro de la masa, damos la vuelta y voleamos para dar la forma redonda a los panecillos.
Colocamos sobre una bandeja de horno con papel sulfurizado, poniéndolos separados entre si. Dejamos levar durante 30 minutos.


Volvemos a espolvorearlos con harina tamizada y hacemos unas incisiones en forma de cruz con unas tijeras de cocina, y si se quiere podemos añadir semillas.
Precalentar el horno a 200 grados.
Introducimos la bandeja en el horno con calor solo abajo, poniendo un recipiente con agua para que produzca vapor. A los 10 minutos, abrimos el horno para que salga todo el vapor, sacamos el recipiente con el agua y ponemos calor arriba y abajo. Horneamos 15 minutos mas, hasta que estén bien dorados. Dejar enfriar sobre una rejilla.


6 comentarios:

  1. Una verdadera belleza Catina!
    Qué bonitos y ricos que te han quedado.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. que buenos se ven Catina!! me zamparía uno para el desayuno uhmmmmm!!

    ResponderEliminar
  3. Desde luego Catina que con una maestra como Marisa la cosa sale bien...
    No hay nada mas que ver como te han quedado estos panecillos.
    Seguro que le has cogido el gusto y ya no hay quien te pare...
    Yo esta asignatura tambien la tengo a medias...
    Preciosos y seguro que ricos estos panecillos.
    Besosss....

    ResponderEliminar
  4. Hola, me gusta mucho la espelta para el pan, quedan muy ricos y con una textura diferente. Dos buenas mestras sois las dos, cuando lo bueno se reúne el resultado tiene que ser espectacular!!

    ResponderEliminar
  5. Una gran sugerencia, para utilizar esta harina. Una buena receta, un beset

    ResponderEliminar
  6. Hola Catina, no me había enterado de que ya los habías publicado y veo que te han quedado preciosos. Has seguido todas las instrucciones básicas e importantes que te servirán para probar con otras recetas. Me alegra que te haya gustado la primera experiencia y más si los has hecho con espelta, harina, que cada vez que la uso, me gusta más.
    Si no te importa, enlazar a mi receta, te estaré agradecida.
    Muchos besos y gracias por tus palabras.

    ResponderEliminar